Presentación de la revista Mitad Doble n.º 20, especial “Mujeres”

MD20-Evento

Una vez más, aquí estamos. El sábado 29 de abril presentamos el número 20 de nuestra revista. En esta ocasión nuestro monográfico está dedicado a las Mujeres. Lo haremos en la librería Re-Read, en Plaza del Teatro, 6, a las 20:45.

Hablaremos de literatura y mujeres en un espacio perfecto para ello: una librería dirigida por dos mujeres. Habrá buen ambiente, libros y un vinito para brindar por la nueva revista. Estáis todas invitadas…

Y por supuesto, los chicos también podéis venir; ¿qué os pensabais?

Mitad Doble especial “Susto o muerte”


El pasado sábado 12 de noviembre presentamos el último número de nuestra revista Mitad Doble. Avisamos a todos nuestros amigos y, como esta vez el tema era el terror, también invocamos a brujas, fantasmas, zombis, vampiros y cualquier otro bisho, vivo o muerto, que diera muchísimo miedo.Para empezar les pedimos a los amigos de La Polivalente que ambientaran el sitio para darle un aire tétrico. Nos pusieron unas lucecitas en el suelo que parecían de la feria; como vimos que a la gente le gustaban, pues nos pareció muy bien.


De los convocados solo aparecieron amigos y conocidos, animados por los caldos y elixires que Matías sirvió con diligencia; pronto el público estuvo más que dispuesto. Así que, sin más demora, comenzamos el acto.


Augusto relató la historia de la portada y la contra que ha dibujado Pío Vergara y a continuación leyó el editorial. Tanto una cosa como la otra iban a ser algo distinto de lo que finalmente resultó. La contraportada en su origen debía ser la portada, y la editorial tenía que ser un relato de miedo y acabó siendo un homenaje a Cortázar. Estos vaivenes son la sal y pimienta del mundo mitadoblero.


Como colofón del evento, se hizo una lectura dramatizada a cargo de Laura Cerezo y Jonatan Santos de un texto incluido en la revista. Lo hicieron tan escalofriantemente bien que el público lo celebró entre carcajadas y aplausos.

En resumen, si algo nos caracteriza es que nunca nos salen las cosas como las planeamos. Esta vez nos mantuvimos fieles a nuestra trayectoria: pretendíamos hacer un acto que aterrorizara y solo conseguimos que los asistentes se partieran de risa. Nada más y nada menos. Objetivo conseguido.

Muchas gracias a todos por vuestra disposición para ayudarnos a conseguirlo. Nos vemos en la próxima.